Os proponemos un juego para pasar un buen rato en familia, a la vez que aprendemos cosas nuevas sobre los distintos tipos de comida. ¿Sabríais decirnos cuáles debemos conservar en la nevera y dónde tenemos que colocar cada uno de los productos que pueden verse en la imagen?

Para ello os damos unas cuantas pistas. El frigorífico tiene distintas temperaturas interiores: en la parte de arriba, la temperatura es más elevada, mientras que el frío es más acentuado en las zonas bajas. Por ello:

  • En las baldas superiores, debemos colocar: los alimentos ya cocinados o recipientes con conservas previamente abiertos.
  • En el centro: los productos lácteos, los huevos y los embutidos.
  • En las baldas inferiores: Los productos más perecederos, como la carne y el pescado y los productos que queramos descongelar.
  • Las frutas y verduras se deben poner en los cajones.

¿Queréis saber más de cómo poner orden a la nevera? Leed atentamente la guía ‘Pon en orden tu nevera’ de AECOSAN.