Cómo volver al trabajo y estar motivado desde el primer día
Cómo volver al trabajo y estar motivado desde el primer día

Tras varias semanas de descanso puede resultar difícil volver al trabajo. Si no se prepara el regreso a la rutina con tiempo, puede aparecer el estrés postvacacional, la ansiedad e incluso la depresión. Para evitar que te sientas así, estas son algunas recomendaciones para volver motivado al trabajo después de las vacaciones.

Prepara una comida de bienvenida

La relación con tus compañeros de trabajo influye y mucho en tu estado de ánimo y motivación. El primer día de trabajo puedes organizar una comida con tus compañeros para poneros al día y compartir anécdotas de vuestras vacaciones. De esta forma, la vuelta al trabajo no se hará tan pesada y servirá de incentivo para llegar a la oficina con las pilas puestas.

Reuniones conjuntas y trabajo en equipo

El trabajo en equipo influye positivamente en la productividad de la empresa. Formar parte de grupos de 3 o 4 personas refuerza la compenetración entre los compañeros de trabajo y facilita el entendimiento. Durante los primeros días involúcrate más si cabe en estos grupos y trabaja codo con codo con tus compañeros de trabajo.

Asimismo, las reuniones conjuntas son una buena manera de repartir el trabajo y repasar los objetivos y fechas de entrega más inmediatas.

Facilita el buen ambiente de trabajo

Además de las reuniones y comidas con tus compañeros, propón hacer alguna actividad fuera de la oficina. Aprovecha que en septiembre todavía hace buen tiempo para hacer excursiones a la montaña u organizar algún partido de volley o tenis que ayude a fomentar el buen ambiente de trabajo.

Ponte metas a corto plazo

Si quieres ser productivo y estar motivado desde el primer día, organízate y márcate unas metas fáciles de conseguir. Roma no se construyó en un día y tú tampoco conseguirás cumplir con tus entregas si no te planificas. Lo más importante es no estresarse e ir haciendo breves pausas cada 30 minutos para descansar.