5 trucos para preparar un gazpacho en verano

Hay muchas técnicas para preparar un refrescante gazpacho para las épocas de calor. Aquí recomendamos algunas que no dejarán indiferentes a nadie.

El gazpacho es una de las comidas más típicas de nuestro país además de rica y refrescante, ideal para pasar el calor del verano. De recetas hay muchas y todas ellas buenas. A continuación, proponemos los pasos a seguir para que no falte gazpacho en la nevera durante este verano.

Tomate, pepino y otros ingredientes clave

Todos los cocineros coinciden en que un gazpacho debe partir como mínimo de la siguiente base de alimentos: tomate, pepino, pimiento verde, ajo y cebolla. La cantidad, eso sí, va a gustos. Unos cinco tomates, medio pimiento verde, un diente de ajo, medio pepino y una cebolla es una combinación suficientemente atractiva para que salga un buen gazpacho. Eso sí, no debe faltar el aceite de oliva, el vinagre (de jerez le dará un toque especial) y la sal, para el sabor perfecto.

Escaldar los ajos y la presencia de mayonesa

Algunos chefs prestigiosos como Ferran Adrià optan por añadir su propio toque. Antes de triturar los alimentos, el cocinero catalán escalda los ajos en agua tres veces. Pero cuidado porque esta técnica puede potenciar su sabor. Para que el gazpacho quede más cremoso, Adrià añade una cucharada de mayonesa.

Para que sea más líquido, pon un poco más de vinagre

Si decíamos que hay prestigiosos chefs que prefieren gazpachos cremosos, otros los prefieren más líquidos. Es el caso de José Andrés. El cocinero de Mieres añade unos 60 ml de vinagre además de añadirle un poco de vino oloroso. El resultado es un zumo más líquido en el que se nota bastante el gusto del pepino y al final puede quedar un poco amargo.

A más calor, más cubitos de hielo

Para que un gazpacho sea gazpacho, se debe tomar frío. De hecho, algunos cocineros como Karlos Arguiñano recomiendan añadir algunos cubitos de hielo para que sea del todo refrescante en épocas de calor.

El pan que no falte

Y, por último, añadir una rebanada de pan blanco o de molde al gazpacho puede ser una buena opción. Algunos chefs, como el mismo Arguiñano, optan por unos dados de pan como guarnición. Otros, como su hermana Eva, prefieren añadir la rebanada en el momento de triturarlo todo.

Estas son algunas técnicas que se pueden aplicar en la elaboración del gazpacho. En los próximos meses publicaremos más consejos sobre cómo gestionar el calor con una alimentación rica, refrescante y equilibrada.