Consejos básicos para cocinar para celíacos
Consejos básicos para cocinar para celíacos

Cada vez es más frecuente ver en restaurantes menús sin gluten. Y, de hecho, las dietas libres de gluten empiezan a ganar adeptos. Personas sin esta intolerancia consumen cada vez más este tipo de alimentos. En este artículo repasamos cómo hay que actuar si se quiere preparar comida para celíacos.

Evitar la contaminación cruzada

Para empezar, lo más importante es evitar la contaminación cruzada. Esta se basa en mezclar alimentos libres de gluten con aquellos que tienen gluten. ¿La solución? Separar claramente los alimentos en la despensa. Una buena opción es crear un espacio solo para los productos libres de gluten.

Comprar otro tipo de harinas

Cada vez es más fácil optar por diferentes harinas. De almendras, arroz, soja e incluso quinoa… en el supermercado ya podemos encontrar de muchos tipos. Por ello, el segundo paso que debemos tomar es utilizar la harina adecuada para cocinar. Con estas harinas se pueden hacer empanadas, bollos e incluso crepes saladas.

Consumir siempre productos frescos

Para evitar dudas, siempre hay que ir a comprar productos frescos. Productos como la leche, los huevos, la carne, los pescados y las frutas y verduras, siempre que sean frescos, no contienen gluten. En consecuencia, todos aquellos alimentos precocinados y procesados se deben eliminar inmediatamente de la dieta de una persona celíaca. Esta es una lista de los productos que puede consumir un celíaco.

No reutilizar agua o aceites

Cada vez que preparemos un plato, deberemos empezar desde cero. Todos aquellos alimentos libres de gluten, como la pasta o productos como el arroz o las patatas, se deben hervir en agua limpia. Y lo mismo con el aceite. Es probable que si hemos frito productos con gluten en una sartén queden algunos restos en esta.

Cuidado con los utensilios de madera

No es recomendable utilizar utensilios de madera para manejar productos con y sin gluten. En las grietas de tablas, cucharas o cuchillos pueden quedar restos de alimentos sin gluten. Como alternativa es mejor usar utensilios de plástico, metal o silicona.

Si tienes más dudas, la Asociación de Celíacos de Catalunya ha elaborado este material con otras directrices para conseguir una cocina libre de gluten.